miércoles, julio 27, 2005

El Banderillero

Hola a todos.

Aunque no soy precisamente muy de toros, por una vez voy a utilizar un término taurino: El banderillero, ese soy yo, o por lo menos acabo de tomar la alternativa (no estoy seguro de que los términos banderillero y alternativa sean correctos así que pido disculpas si no es así).

Ya he empezado a administrarme yo mismo las dosis de Enbrel, que como ya os hemos contado, son unas inyecciones subcutáneas. La verdad es que el procedimiento es muy sencillo, sólo hay que ser minucioso en cuanto a la higiene (lavarse las manos antes) y en los pequeños pasos de preparación de la solución, procurando no tocar con las manos las zonas esteriles, es decir la aguja, el cabezal de la jeringuilla y la tapa de goma del botecito de donde se saca el fármaco. Una vez con la inyección preparada sólo hay que pincharse sin miedo y relajado, sin tensión, para que la aguja entre suave y para que no nos tiemble el pulso mientras introducimos el líquido. Dura pocos segundos y si se hace con calma ni te enteras. El pinchazo se puede hacer en varias zonas del cuerpo como los muslos, y en los brazos en una parte que no sé muy bien qué nombre recibe pero para explicarme, donde te dan los puñetazos los amigos.. De todas formas a mi me han enseñado a pincharme en la tripa, en esa parte a la altura del ombligo donde a los varones se nos suele acumular la grasa; pues ahí, cogiendose bien ese "michelín" te pinchas y al ser todo grasa ni sientes el pinchazo. Y ahí va la banderilla.

Por lo demás, después de sólo dos pinchazos puedo decir que ya noto efectos positivos y ya siento mejoría aunque lógicamente todavía tengo molestias porque los efectos de este tratamiento son más lentos, sobre todo en comparación con el Inflixi que es más rápido.

Quién me iba a decir a mi que iba a tener que aprender a auto-pincharme, yo que me debilitaba con sólo entrar en un hospital. Está claro que todo es ponerse.

Mañana otra banderilla (pasodoble de fondo...)

: )

1 comentario:

David dijo...

El banderillero, como bien temías, no toma la alternativa.

Cuando banderillero se inicia no se marca un ritual especial como suele hacerse con los matadores de toros, mas si lo hace cuando se retira, que su matador, si así lo desea le corta la coleta tras dar muerte al último toro de su lote.