Recibe avisos de nuevos posts

lunes, agosto 01, 2005

Cuando el agua está fría ...

... mejor no meterse.

Este fin de semana, con "la caló" esta del verano (aunque en Burgos tienes que darte prisa, porque dura 2 días) y el buen tiempo, apetece mucho ir a darse un chapuzón. Y allí me fui, con todo el equipo campestre: bocadillo, toalla, bañador y unas sandalias, a ver si en el pantano me libraba del calor y de paso nadaba un poco, que ya hace tiempo que no lo hago. Pero no conté con el agua. En el pantano estaba bastante fría, sobre todo cuando nos alejamos de la orilla. Y por lo visto mis superpoderes tienen un elemento que los hace desaperecer, como superman y la kroptonita: El agua fría.

Ya en el agua note unos pinchazos, que fueron in crescendo hasta que decidí salir; me duraron un rato hasta que el sol me calento de nuevo el esqueleto. Ya me lo había comentado Miguel unos días antes, que él no era muy amigo de bañarse en aguas frías por eso. Y vive Dios que el chico tiene razón. Yo normalmente voy a piscina climatizadas, por lo que no me había percatado de ese detalle, pero está claro que es algo a tener en cuenta.

Así que, como dice el refrán, me fui a la cama sabiendo una cosa más: en el agua fría, que se bañe su tía.

No hay comentarios: